top of page

Fui sanada de mis traumas


"Había sufrido traumas años atrás, debido a esto no quería que ningún hombre se me acercara, temía ser acosada nuevamente.

Mientras vivía en la casa de mis abuelos, mi primo me acosaba. Esta tragedia me trajo traumas.

Me sentía desamparada y sin apoyo por parte de ningún miembro de mi familia, además la ausencia de mi padre me hacía sentir sola. El sentir que no contaba con nadie me quitaba las ganas de estar en este mundo. Cada noche era una pesadilla, algunas veces, no podía conciliar el sueño.

Con toda mi fe empecé a clamar a Dios pidiéndole a ÉL que me guiara hasta el camino del Espíritu Santo. Fue cuando conocí la Iglesia Universal.

El Espíritu Santo sanó mi interior, curó cada herida que estaba dentro de mí y hoy me acompaña a todas partes. Tenerlo ha sido lograr la mayor conquista en mi vida, dejando en el pasado los traumas.

Gracias a la Iglesia Universal, ahora soy una persona que no sólo ha logrado superar el pasado, sino que ha vuelto a encontrar una motivación para vivir". Ingrid Capera

Comentários


bottom of page