top of page

RELATOS DE FE Y MILAGROS DOMINGO


Mi suegra estaba con una hemorragia interna, consecuencia de eso le dio una anemia fulminante, no encontraban una

razón por la cual le dio esa hemorragia, la sangre no estaba coagulando correctamente, había que urgentemente ir a hacer transfusión de sangre, en mi familia hubo una desesperación e inseguridad ya que no sabíamos por qué le ocurrió eso, fue ahí que comenzamos a utilizar la fe a través del agua, los domingos llevábamos una botella con agua y la consagrábamos a través de la fe en las oraciones, le dábamos a ella, en las comidas, en el jugo que ella bebía, empezamos a perseverar por la salud de ella y en poco tiempo comenzamos a ver los cambios, comenzó a recuperarse, los médicos no podían explicar como fue sanada. Hoy mi suegra hace una vida normal, está con su salud totalmente recuperada y muy feliz. Todo gracias a utilizar la fe utilizando la gota del milagro.

· Giselle Cartes

Llegué hace pocas semanas a la Iglesia, y yo cuando llegué estaba hace más de 3 semanas con un dolor muy fuerte al caminar, cuando se realizó la oración para la cura de las enfermedades y dolores consagrando el agua, usé mi fe, y determiné colocando la mano dónde se generaba la molestia que ese día iría a salir sin ningún dolor, y así fue, hasta el día de hoy no tengo ningún dolor ni malestar, valió totalmente la pena venir y ocupar mi fe.

· Edelmira

Mi experiencia con la Gota del Milagro fue que yo conocía a una persona que sufrió durante muchos años con una bacteria en su estómago, no podía comer nada, el único recurso era que se operara y ahí podría mejorar en el estado que estaba, pero yo participando de los domingos comencé a consagrar el agua y llevar para ella, le indicaba que tenía que la bebiera todos los días como si fuera su remedio, hoy en día ella está totalmente sanada, no tiene ninguna bacteria, Dios manifestó su poder a través del agua.

· Rosa Salinas

Comments


bottom of page