top of page

“SU HIJO SE SANÓ DE HERNIA DE DISCO”


Susana: “Mi hijo había estado una semana internado sin poder moverse. Tenía hernia de disco. Lo tenían que operar pronto porque podía quedar en silla de ruedas. Entonces, participé de las reuniones de los martes. Luego, le hicieron otra tomografía y le dijeron que ya no hacía falta operar, gracias a Dios. Él estaba casi inválido y ahora hasta puede bailar”.

Comentários


bottom of page